Por Eso Te quiero

diciembre 4, 2014

Llegué un viernes para decirte: te quiero.

Y te lo dije así, sin nada más. Te quiero.

Te lo dije como te lo diría años más tarde el viento helado de la toscana el día que conoció tu rostro,

O como el copo de nieve blanquísimo, al posarse sobre ti con la más diminuta y perfecta caricia.

Te quiero como aquella noche en que el silencio de la calle en París, nos musitó que esto era un sueño y nosotros simplemente estábamos queriéndonos en otra parte del mundo.

Como nos queremos en todos nuestros mundos. Hablados y mudos.

Te quiero tan cálidamente como un querer tu mano fría en mi pecho.

Y esa noche en Venecia, sin más de nuevo, cansados a la entrada del hotel,  te quise en ese beso.

Te quiero como en el tren al mirar la nieve silenciosa.

En ayunas y cuando almorzamos miradas

Te quiero dormido y despierto.

Mi querer es tan simple, que te quiero cuando veo en Mariano tus ojos inquietos

y en Santiago tu mirada profunda.

Te quiero así sin nada más, con esta efímera esencia de quien soy y lo que tengo.

Con todas mis eternidades tejidas en el tiempo.

 

Todas Las Sombras

febrero 26, 2014

Todas Las Sombras

-Dicen que los sueños se construyen con alas- escuché al encender la radio un par de cuadras antes de llegar a casa.

La chica de la radio continuó hablando, pero era como si hubiera cambiado de tema. Me llamó la atención la frase y traté de permanecer ahí para averiguar algo más, pero no dijo nada. Empezó a hablar acerca del cuidado que uno debe tener con los perros y como yo no tengo perro, desistí en escuchar y apagué la radio. Tal vez hubiera sido mi imaginación.

Leer el resto de esta entrada »

Una Nueva Sorpresa

octubre 3, 2012

Imagen Dedicado a Santiago. Bienvenido Hijo

 

Ayer por la mañana cuando mamá terminó de desayunar, me sacó del lugar en el que siempre me deja acostado cuando está ocupada. A mi me gusta observarla, ver lo que hace, cómo se mueve, cómo sonríe y escuchar su voz. Yo todavía no sé lo que son muchas cosas, pero la verdad eso todavía no me importa. A mi me gusta que me vea, que me hable y que me diga cosas. Soy feliz cuando está cerca de mi y, para ser sincero, me desespero un poco cuando me despierto y no la veo. Por ello, sólo puedo recurrir a mi mejor e infalible técnica para llamar su atención: Llorar.

Leer el resto de esta entrada »

La Espera

agosto 29, 2012

Al entrar a casa nada parece extraño. Las cosas están en el lugar de siempre: quietas, silenciosas, como si lo hubieran esperado con paciencia, sin réplicas, sin reclamos treinta años más tarde.

Tras de sí la puerta sigue abierta.  La luz  ámbar de los faroles de la calle se derrama pálida sobre las lozas llenas de polvo y tierra: sin huellas, sin las marcas del paso del tiempo, sólo acariciadas por el abandono, por el frío y largo transcurrir de los días.

Todo es silencio, el mismo pesado e inútil silencio de los últimos años. ¿Cuánto tiempo es para siempre?, no lo sabe, nunca lo supo y a estas alturas nada más puede preguntárselo sin siquiera intentar esbozar una respuesta. Sólo puede verse manifestado en si, erguido hasta el límite de su curveada espalda en el umbral de la sala contemplándose a sí mismo, derruido y carcomido por esa tajante erosión de la vida sobre su cuerpo.

Leer el resto de esta entrada »

Un poema para recordar a Borges

junio 14, 2012

Les comparto uno de los poemas que mas admiro de Borges. En su aniversario luctuoso.

Ajedrez

I

En su grave rincón, los jugadores
rigen las lentas piezas. El tablero
los demora hasta el alba en su severo
ámbito en que se odian dos colores.

Adentro irradian mágicos rigores
las formas: torre homérica, ligero
caballo, armada reina, rey postrero,
oblicuo alfil y peones agresores.

Cuando los jugadores se hayan ido,
cuando el tiempo los haya consumido,
ciertamente no habrá cesado el rito.

En el Oriente se encendió esta guerra
cuyo anfiteatro es hoy toda la tierra.
Como el otro, este juego es infinito.

II

Tenue rey, sesgo alfil, encarnizada
reina, torre directa y peón ladino
sobre lo negro y blanco del camino
buscan y libran su batalla armada.

No saben que la mano señalada
del jugador gobierna su destino,
no saben que un rigor adamantino
sujeta su albedrío y su jornada.

También el jugador es prisionero
(la sentencia es de Omar) de otro tablero
de negras noches y de blancos días.

Dios mueve al jugador, y éste, la pieza.
¿Qué Dios detrás de Dios la trama empieza
de polvo y tiempo y sueño y agonías?

En medio de la tempestad y de ninguna parte

junio 13, 2012

Una Reflexión sobre las elecciones en México

Durante los últimos meses he visto, escuchado, leído y tratado de estar al tanto del acontecer político de México. A través de las distintas redes sociales, la televisión, los periódicos y por supuesto las diferentes publicaciones que me encuentro en revistas o en Internet. Manteniéndome al margen de caer en cualquier tipo de confrontación, debate o intercambio de ideas y posturas, dado que no consideré pertinente intervenir hasta no tener una postura sólida o un comentario certero y bien sustentado sobre las distintas alternativas políticas. He de confesar que por momentos, creí que el hecho de abstenerme de ejercer cualquier tipo de participación me convertiría en un observador más equitativo y quizás me ayudaría a encontrar alguna respuesta para definirme y tomar una decisión clara con respecto a lo que se avecina el próximo primero de Julio; por desgracia, el día de hoy me enfrento al papel sin ser capaz de tener trazado un camino claro, al contrario, conforme pasan los días creo que mi decisión de voto se ha vuelto más confusa y por momentos, prácticamente indefinible.

Leer el resto de esta entrada »

Instrucciones para Matar un Ratón

noviembre 23, 2011

“Absténgase de usar gatos”

Salvo las contadas y hoy podría decirse, desconocidas excepciones. El matar a un ratón no resulta ser una tarea simple. Éstos mamíferos suelen tener todas las armas necesarias para llevar a cabo empresas exhaustivas y prácticamente imposibles con gran éxito. Su tamaño diminuto (no confundir con ratas), les permiten esconderse en cualquier rincón de cualquier habitación. Prefieren las cocinas aunque es común encontrarse con casos de ratones merodeando los alrededores de los comedores o bien, aquellas habitaciones cálidas que les ofrecen un buen refugio sobre todo en épocas de frío.

Leer el resto de esta entrada »

La Calle 53

mayo 4, 2011

La nota dice: Te espero mañana a las 6. En el esquina de la calle 53

No sabe de donde proviene esa nota, mira a su alrededor esperando poder deducir quién la ha dejado en su lugar, pero no logra identificar quién ha sido. Sólo bastaron poco menos de siete minutos en que se ausentó de su lugar para que alguien, muy probablemente un desconocido le dejara ese pequeño trozo de papel sobre el teclado de su computadora para luego desaparecer. Sabe que transcurrieron poco menos de siete minutos porque vio que la hora en su computadora marcaba las seis veintitrés de la tarde, restaban siete minutos para que diera la hora exacta de salida. Previendo eso, se levantó de su escritorio para pasar al sanitario. Cuando regresó, el reloj marcaba exactamente las seis treinta y la nota ya estaba ahí

Leer el resto de esta entrada »

Las Letras Malditas

septiembre 22, 2010

“Cuando el ánimo está en suspenso,

un ligero impulso le hace inclinarse

a un lado o al otro”

Publio Terencio

Eran las tres de la tarde cuando sonó el teléfono de mi escritorio. Yo me encontraba terminando de acomodar unos papeles que debía entregar ese mismo día al área de envíos. La oficina estaba como todos los días, las mismas cinco personas en los mismos cinco escritorios con los ojos metidos en las pantallas de la computadora observando y manipulando hojas de cálculo. Tomé la llamada al cuarto tono, con la ilusión de que fuera una llamada rápida para poder continuar con mis actividades; ya que si no entregaba a tiempo mis documentos, seguramente tendría que quedarme hasta tarde rehaciendo todo el trabajo. Así pasa en este trabajo. Cuando vendes tiempo y éste se consume,  hay que iniciar todo de cero; eso sí, con menos pesos en la cuenta bancaria de la empresa.

Leer el resto de esta entrada »

Confesiones Apócrifas V

septiembre 22, 2010

Fantasma

Descansa guerra en el ojo del artista,

Ruido de cañones y de balas en la habitación vacía,

Sabe pues él que la luminosa arista

Habrá de crear ante otros la gran duda:

Saber si el pan es pan llamado poesía,

Sin confundir la noche que al mar escuda,

Caminar por la arena es atravesar llanura

Y ver más allá es la creación de la gran duda.

Leer el resto de esta entrada »